Alexander Mendoza | Prensa LVBP

Caracas.- José Altuve sacudió su segundo jonrón en la Serie Mundial y el cuarto de su carrera para establecer un récord para venezolanos en el Clásico de Otoño. El estacazo solitario no evitó la caída de los Astros de Houston 3-2 contra los Bravos de Atlanta, que quedó a un triunfo de erigirse en campeón de las Grandes Ligas en 2021.

Altuve pescó un sinker de Kyle Wright, en la zona baja de strike, que despachó a 105,2 millas por hora, para que la bola viajara 434 pies hasta superar la pared del jardín central del Truist Park.

La conexión solitaria se produjo en el cuarto inning y le dio ventaja momentánea de 2-0 a los texanos.

La marca de cuadrangulares para criollos estaba en manos de Pablo Sandoval, que en tres Series Mundiales despachó tres. Por si fuera poco, Altuve consiguió su hit 20, lo que le emparejó con el Panda en el evento.

Fue el vuelacercas 23 en la cuenta personal de Altuve en la postemporada, la segunda mayor cantidad en la historia detrás del dominicano Manny Ramírez (29). Además, el camarero elevó a 38 sus extrabases, lo que le empata en el quinto lugar de todos los tiempos con el quisqueyano Albert Pujols, ambos como escoltas del miembro del Salón de la Fama Derek Jeter (57), el boricua Bernie Williams (51), Ramírez (48) y David Ortiz (41).

Altuve terminó el desafío con dos inatrapables en cinco veces al bate, pero ha podido conseguir cuatro indiscutibles, solo que fue víctima de espectaculares engarces del antesalista Austin Riley, en la segunda entrada, del jardinero izquierdo Eddie Rosario, en el octavo. Ambas atrapadas fueron clave en el desafío. Pero, de cualquier forma, la ofensiva de Houston no encontró respuestas durante el juego.

“(Wright) es muy bueno”, dijo Altuve sobre el derecho que solo permitió una carrera en 4.1 tramos. “Con su mezcla de recta de dos y cuatro costuras, le fue muy bien. Su curva, probablemente, es similar a la Charlie Morton. Estuvo muy bien”.

Ahora, los Astros tendrán que enfrentar un juego de eliminación este domingo, abajo en la serie 3-1, para intentar regresar a Houston.

“Básicamente, tenemos que enfocarnos en un juego a la vez. Eso es todo. Eso fue lo que hablamos después de la derrota. Si ganamos mañana, trataremos de hacer lo mismo en el Juego 6 y ver qué pasa. Pero tenemos que enfocarnos en un partido y ese es el de mañana”, apuntó Altuve.

Aunque, todo tiene que pasar por fabricar más carreras. El campocorto de los Bravos Dansby Swanson y el toletero cubano Jorge Soler, conectando jonrones consecutivos frente a Cristian Javier en la séptima entrada para tomar una ventaja de 3-2, que liquidó el compromiso. El resto quedó en manos de los apagafuegos Tyler Matzek, Luke Jackson y Will Smith, quienes colgaron los últimos tres ceros.

“Tienen buenos lanzadores, que han estado ejecutando cada pitcheo. Así que no nos han dado muchos envíos para conectarlos (a terreno de nadie). Nos hemos esforzado como bateadores. Tenemos una buena alineación, pero en ocasiones tienes que darle crédito al otro equipo”, destacó el venezolano.

Los Bravos extendieron su racha en casa a 7-0 durante los playoffs con la victoria del sábado y en caso de que mejoren a 8-0 en su parque con una tercera victoria consecutiva, conseguirán su primer campeonato desde 1995 y solo el segundo desde que la franquicia se mudó a Atlanta en 1966.

Esta es la vez 49 que la Serie Mundial se ubica 3-1. De las 48 veces anteriores, el equipo que lidera ha ganado el Clásico de Otoño 41 veces (85,4%), en tanto que se han impuesto en el Juego 5 en 27 ocasiones (56,3%).

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.