Otra vez se metió en problemas el Manchester United, tras uno de los goles más surrealistas en mucho tiempo, y otra vez apareció Cristiano Ronaldo para, con un doblete, salvar la papeleta de un equipo que necesita ya de la mano de Ralf Rangnick.

El alemán, que se pondrá este viernes a los mandos del equipo, vio el partido desde la grada y tuvo que quedar espantado con lo que observaba en el césped durante la primera parte.

Una vez más, como ante todos los grandes de la Premier, el United salía a ser dominado y a verlas venir. El Arsenal era mejor, mientras ellos se desentendían de la pelota.

Pero CR7 nuevamente se colgó la capa de superhéroe y anotó dos tantos para darle la victorias los ‘Reds Devils’.

Un tanto en el 52 y otro de penal en 70 marcó la diferencia, para que el portugués incribiera su nombre en la historia como el primer jugador en marcar 800 goles en partidos oficiales.

Con esta victoria, el United queda a tres puntos de los puestos de Champions en la Premier League.

Fuente: Diario Líder en Deportes

José Ocando Producción A1

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.