La época de abundancia de marcas, ofertas y tallas de uniformes escolares que se extendía desde agosto hasta diciembre, se acabó en Punto Fijo, para inicios de noviembre de este año, se observa poca oferta, marcas y tallas.

Los padres y representantes deben caminar por muchas tiendas para buscar los uniformes reglamentarios para sus hijos, luego de que Nicolás Maduro aprobara el regreso a las aulas de clases. En un recorrido por el centro de Punto Fijo, los comerciantes alegan que pidieron poca mercancía porque no se sabía que decisión iba a tomar el gobierno nacional.

Otros comerciantes viajaron a las principales ciudades para poder arribar mercancía escolar y así vender en la temporada. «Definitivamente, a finales de octubre es que se ha venido todo. Parece que todo el mundo salió a comprar uniformes. Lo primero que se acabó fueron las tallas pequeñas y nos siguen llegando compradores», dijo María Blanco, vendedora de una tienda en Punto Fijo.

Padres y representantes refieren que esperaron que se dijera si iban a empezar las clases para poder invertir el dinero que tenían en útiles y uniformes, aunque reconocen que es un gran gasto. «Casi no se consiguen tallas, no hay variedad. He caminado mucho, parece que ya se ha vendido todo», dijo Irma Naranjo, madre de dos niños.

Fuente: Notifalcón

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.